CONOCIÉNDOTE II

“Frente a vosotros el Paraíso”

(Sentenció el poeta)

Que el Amor es indiviso,

Al traspasar ésta la Puerta. 

Tú, expectante, paciente, alerta.

 

Entramos, notamos fragancias, coloreaban los frutos,

Aquí Cielo y Tierra ceden,

Lo salvaje y lo manso, van de la mano.

Nuestro Amor, sinónimo del Edén, 

Lo habitará, 100 años juntos.

 

Anduvimos por parajes muy lejanos,

Al claro de Luna agotados, 

Llegamos al terrado apropiado, 

Caricia era la brisa templada,

Sentimos alada el alma.

 

Nada más necesitamos,

¡No hay regalo más exquisito!

La esencia de la Vida,

La vive el alma agradecida,

Único requisito.

Leave Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: